¿Qué te produce miedo?


Bienvenidos sean a otra de esas pendejadas que posteo cuando se me acaban las ideas, algo que ocurrira muy, pero muy a menudo. Y este tema sacado de la manga es una muy buena forma de resumir mi relación con el terror.

No tengo explicacion alguna, pero a las persnoas nos gusta asustarnos. Si no fuera así el Jalogüin sería un día cualquiera, sólo existirían las máscaras que usan los chamacos del kinder para el baile del viejito y el género de terror no vendería tanto, ya sea en libros, películas, juegos de la feria, etc.

Pero ¿cuál es el miedo más cabrón?. Supongo que es subjetivo. Desde morrillo veía las del Chucky, el bebé de Emily Rose y la de Eso, las clásicas que pasaban en TV azteca y Canal 5 (cuando tenían aún algo de desencia) los sabados en la noche y la oscuridad estaba poblada desde mi óptica de un doctor que quería abrirme el cerebro y se esfumaba cuando encendía la luz. Ese era el miedo supremo, o eso creía.

Este tipo de miedo lo cosidero una ramificación de una configuración biológica: ¿Cómo sobrevivieron nuestros antepasados en las junglas y bosques, sino es que evitando y temiendo de las grandes bestias?, ¿Cómo no temerle a la oscuridad y a la noche, si es el estado donde estamos más vulnerables?.

Ahora creo en otro tipo de terror: lo desconocido. No lo que podríamos algún día saber, sino todo ese conocimiento más allá de lo alcansable por el hombre, ese terror “lovecraftiano” que nos dice que toda nuestra existencia no es nada en comparación a los verdaderos seres superiores, que somo como ganado o una broma para ellos, y que sólo escuchar sus nombres causa un abandono total de la razón.

Y tambien creo que tiene algo que ver con nuestro cuerpo; nosotros ya no nos adaptamos al ambiente, adaptamos, moldeamos y torcemos este a nuestra necesidad (y gusto) para, ya no sobrevivir, sino vivir plenamente rodeados de lujos.

Para ello debemos primero entender ese medio ambiente, así que lo correcto es que exista una aberración ante la posibilidad de que todo lo que hacemos esta cimentado en un sueño, una mera ilusión, de que existe algo más, mejor y superior que nuestra vanal construcción de ciudades, producción de ciencia, arte, y todas las demás actividades que nos separan de los animalitos.

En resumidas cuentas: tengo miedo a que todo sea una ilusión. Obviamente no es un miedo real, pero es del tipo que me gusta ver plasmado en obras de entretenimiento, como los textos de Lovecraft, los mangas de Junji Ito, el Neonomicón y Hellraiser y si alguien sabe algo del estilo, que lo comente abajo.

 

 

 

Anuncios
Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: